Historia Colegios

Ratio: 4 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio desactivado
 

Año 1953

En el año 1953, asume el cargo de Rector del P. Felipe Delpoux, ya había trabajado en Viña del Mar en los años 1931 y 32, recién llegado de Francia. Después de haber trabajado 18 años como profesor en Concepción y Santiago, volvió a Viña en 1950, donde, entre ese año y 1953, desempeñó el cargo de Ministro del Colegio. En los cuatro años que duró su rectorado se intensificó la obra de organización interna del Colegio, que cada año demandaba más esfuerzo y dedicación, debido al constante crecimiento de obra en todos sus aspectos.

El 10 de noviembre de 1954, a la edad de 80 años, falleció en esta casa el hermano Raimundo Cantón, quien había llegado a Viña del Mar el año 1934 y a Chile en 1924.

Al iniciarse el año escolar 1955, el Colegio contó con más de 600 alumnos matriculados. Ese año llegó como profesor de Educación Física el Sr. D. Carlos López Von Vriessen, quien, por lo tanto cumple ahora 16 años de permanencia en este Colegio.

El 9 y 10 de octubre de ese año se realizó un Campeonato Interescolar de Atletismo en el que tomaron parte 10 Colegios Fiscales y Particulares. El Colegio resultó campeón, por séptima vez consecutiva, las tres categorías, con un total de 222 puntos. El segundo puesto lo obtuvo el Colegio Alemán con 148 puntos.

En 1956 llegó un nuevo profesor, el Sr. Juan José de la Torre López, quien cumple el presente año 15 años consecutivos de enseñanza en Viña del Mar. También regresó el P. Estanislao Raveau, quien había estado anteriormente como profesor el año 1939 y entre 1946 y 1952. Con los 25 años consecutivos que cumple el presente año, suma un total de 33 años de estadía en el Colegio de Viña.

El año 1957 asumió la Rectoría el P. Juan Vicente González, quien ya trabajaba en el Colegio desde 1950. Bajo su gobierno y gracias a las activas y acertadas gestiones del P. Dionisio, se pudo dar un paso importantísimo en el progreso material y educacional del Colegio.

Cada día se veía más claramente la necesidad de disponer de un local distinto para los alumnos más pequeños, que no pueden estar sometidos al mismo régimen y reglamento de los alumnos mayores.

Con este fin se adquirió la propiedad de 2.500 metros cuadrados ubicada en el ángulo noreste que forman las calles 2 Norte y 1 Poniente.

A fines de ese año se empezó a trabajar activamente en la casa-habitación existente en ese terreno, para habilitar en ella 6 salas de clase.

En la última semana de diciembre se demolió la casa en que había funcionado, desde 1922, la Escuela Gratuita "Juan de Dios Ortúzar".

El domingo 23 de marzo de 1958, a mediodía, Mons. Rafael Lira I., bendijo el nuevo local del Colegio de la calle 2 Norte. Asistieron a la ceremonia numerosos religiosos de la Congregación, parlamentarios, regidores y benefactores. Al día siguiente se iniciaron las clases en los cursos que se trasladaron al nuevo local, y que fueron las Terceras, Cuartas y Quintas Preparatorias.

En esos mismos días llegó como profesora del Colegio la Sra. Miriam Orellana de Barría, que hasta hoy sigue trabajando con nosotros.

En el mes de junio de ese año se adquirió otra propiedad de calle 2 Poniente, la que tenía el Nº 50, y pertenecía a D. Julio Páez.

En diciembre de 1958 se iniciaron las obras de la sala de duchas, la que se inauguró en marzo de 1959, año en que llegaron dos profesores que el presente año cumple 12 años de enseñanza en el Colegio; ellos son la Sra. América García T. Y el Sr. Andrés Villa V.

En 1960 asumió el cargo de Rector el P. Diego Silva B., quien durante 14 años había sido profesor y, después, Superior y Director del Escolasticado que, en aquellos años, funcionaba en "Los Perales" de Marga-Marga.

Ese año llegaron cuatro profesores que hasta el día de hoy siguen trabajando en el Colegio y que, por lo tanto, tienen 21 años de labor en él, son la Srta. Vilma Barra R., y los Sres. Hugo González A., y Silvio Olate V.

Como no hay persona ni institución que esté exenta de desdichas, alguna le tenía que ocurrir también al Colegio de Viña. Y le ocurrió cuando tenía 40 años de vida, el jueves 27 de julio de 1961:

A las cuatro de la mañana, debido a un corta-circuito se prendió fuego en el subterráneo de la calle 1 Norte frente al puente Quinta. Se quemó todo lo que estaba guardado en esa parte del subterráneo y la sala de clases del III-A, que en esa época estaba donde actualmente está la sala de profesores. A las 7 de la mañana el incendio quedó totalmente sofocado, gracias a la rápida y eficiente labor de los bomberos y de los ex – alumnos, alumnos y amigos, quienes dieron muestra, una vez más, del aprecio que sienten por su Colegio. Por cierto que ese día no hubo clases en el Pabellón de 1 Norte. 

A comienzos del año 1962 fue trasladado a Concepción el P. Bernardo Schröer, quien estaba en Viña desde 1955. Aquí dejó muchos amigos entre los alumnos a quienes hizo clases y atendió en el orden espiritual.

Ese mismo año, llegó el P. José Vicente Odriozola, quien todavía no era sacerdote, y que habría de volver en 1967. También en 1962 llegó el profesor D. Rolando Luna A.

En el Campeonato de Atletismo entre 22 Colegios, realzado en Santiago los días 4 y 5 de agosto, el alumno de VI Año de Viña, Jorge Oliva Rawson batió el record de Chile en garrocha, con 3,42 metros.

En el 2º Campamento Interescolar del año, entre 10 Colegio, realizado el 1 y el 2 de septiembre, los SS.CC. de Viña obtuvieron el primer lugar, con 219 puntos, contra 126 puntos del 2º. En él, el alumno de III-B, Roberto Barría K., batió el record de Chile en Categoría Infantil, con 1,65 m, en salto alto.